Operativos de control en tercenas

Babahoyo. – La venta de cárnicos se mantiene a precios normales, ante ello se ejecutan frecuentes operativos de control en el casco comercial de Babahoyo y en sus parroquias para verificar el cumplimiento de precios y permisos de funcionamiento.

Uno de estos operativos liderados por Adriana Saltos, Comisaria de Policía del cantón Babahoyo se desarrolló visitando las tercenas y tiendas de legumbres en las calles 27 de Mayo y García Moreno.

“Algunos locales no tienen el permiso, estamos haciendo un primer llamado de atención para que regularicen el trámite del permiso de funcionamiento”, señaló la representante de la Gobernación de Los Ríos.

También, recalcó que “todos los días estamos realizando controles en las parroquias La Unión, Caracol, Pimocha y Febres Cordero del cantón Babahoyo”. Dentro de las competencias de este departamento de la Gobernación, verifican el control de precios de productos en tiendas, tercenas, kioskos, panaderías, restaurantes, licorerías, bares y legalidad de actividades en los espacios de diversión para adultos, billares, centros de tolerancia.

Aunque por el momento no hay clausura de locales en la ciudad, si existen citaciones por la falta de ciertos requisitos de ley. Otro de los operativos que se realizan es verificar el cumplimiento del precio del gas de uso doméstico, en conjunto con autoridades de hidrocarburos.

La obligación de los comerciantes es mantener a la vista de los clientes, el precio de los productos que ofrecen. De esta manera:

  • Costilla de res $1.60 la libra.
  • Costilla de cerdo $2.25 libra
  • Carne para seco $2 libra
  • Carne fileteada $3.25 libra

Otros productos

  • Libra de zanahoria $0.25
  • Libra de cebollas $0.40. 
  • Cubeta de huevos $3.50.
  • Libra de queso $1.50
  • Lechuga y brócoli $0.50 centavos. (I)

Redacción: José Vinces – El Detective

Sobre El Detective

Ver También

Campaña pre-invernal en Babahoyo

Como parte de los trabajos de la campaña pre invernal, se ejecuta la limpieza de cunetas, veredas y calles en barrios y sectores de la ciudad, con el objetivo de prevenir acumulaciones de agua durante la época invernal.